Soluciones Ventilación Industrial

El humo de soldadura contiene material particulado tóxico que ingresa al cuerpo, se acumula y genera enfermedades a las personas que se exponen a él para ello contamos con soluciones que mejoran la calidad del aire y del trabajo. El aire que respira el soldador contiene entre 20 y 30 mg/m3 de estas substancias.La solución adecuada depende del proceso de soldadura. Contamos con la solución para cada tipo de requerimiento.
Está científicamente comprobado que la exposición a los gases de escape causa irritación a las vías respiratorias, problemas neurológicos y cáncer a quienes trabajan en recintos contaminados con ellos.

El polvo es la dispersión de partículas sólidas en el ambiente. La exposición a polvo en el lugar de trabajo es un problema que se observa en diversas actividades: Minería, Laboratorios, Fundiciones, Panaderías, Agroindustria, etc. Hay muchos casos de enfermedades respiratorias en las que la exposición laboral a polvo juega un papel importante. Las neumoconiosis son enfermedades pulmonares que afectan a los trabajadores, entre las que se destaca la silicosis, la que se genera por la inhalación de polvo con contenido de sílice (dióxido de silicio) cristalina. La silicosis es inhabilitante, progresiva e irreversible pudiendo causar invalidez física y la muerte.

La neblina de aceite se genera al utilizar refrigerantes sintéticos. Dichos refrigerantes son aceites miscibles en agua que se utilizan en máquinas para cortar, esmerilar, taladrar, rectificar, tornear, fresar, barrenar, calar, devastar, aserrar, ahuecar, etc. También son ampliamente utilizados para maquinados en CNC en altas velocidades y altas durezas. Su uso permite optimizar la calidad del trabajo y contribuye a proteger las herramientas alargando su vida útil. En las diversas aplicaciones donde su empleo es necesario, los refrigerantes sintéticos forman una neblina compuesta de gotitas que quedan suspendidas en el aire. Los operadores inhalan dicha neblina cuyas gotitas mayores se terminan tragando y las menores depositando en el pulmón a través de las vías respiratorias. Esta situación genera irritación a nivel de ojos, nariz y garganta y a la larga enfermedad pulmonar.
Ir arriba